<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d8621533\x26blogName\x3d%C2%BFPara+qu%C3%A9+el+mundo+real+si+ya+existe+...\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dSILVER\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://pragmata.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://pragmata.blogspot.com/\x26vt\x3d2811880380501966734', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

6.1.05

Regalos de Reyes

Hoy día de Reyes, en mi familia tenemos la costumbre de reunirnos a comer todos los mis tíos maternos. Uno de los diálogos que tuvo lugar este año fue:

—Y a ti, ¿qué te han traído los Reyes Magos?

—Un mp3...

—Y ¿qué es un mp3? Porque mp3 es un formato de comprensión de música.

—Un aparato para escuchar música.

Y entonces es donde le «regalo» la película de miedo. Me ahorro la explicación de que mp3 es una patente del Frauenhofer Institut für integrierte Schaltungen. Dejo caer que los lápices mp3 de momento existen porque la industria musical (los monopolistas) lo permiten, porque ya hay iniciativas para poder prohibir ese tipo de aparatos. Ante la incredulidad de mi interlocutor, que es mi primo, le digo que existe la Induce Act (sin citarla, por supuesto) y que en una situación similar estuvo el Betamax de Sony. Le suena raro, porque probablemente con dieciséis años no puede asimilar lo que le explico. Y la galería de los horrores podria acabar con que Apple controla la música que metes en tu iPod, de la que tú eres propietario legítimo.

El gran problema con los monopolistas es que la gran mayoría no tiene idea de sus fechorías. Ni siquiera tiene las coordenadas mentales para pensar y asumir el daño real que hacen a la creatividad y a la innovación. Por eso es quizá importante empezar a explicar, no para convencer a la gente, no para darle la opinión ya pensada, sino para que piense por sí misma. Y quizá esa tarea sea más ardua.